Visitar la clínica del dentista sólo cuando sentimos molestias ha quedado atrás. Cada vez son más las personas que acuden a un especialista para mejorar la estética de su sonrisa. Tal es así, que uno una de las consultas más frecuentes es cómo es y cuánto dura el  blanqueamiento dental.

El tratamiento profesional es efectivo y no doloroso. Los resultados se ven desde la primera sesión y, aunque en algunos casos pueda provocar sensibilidad dental, irá desapareciendo. La duración del resultado dependerá de los hábitos de cada paciente. Lo habitual es que los resultados perduren durante 3 años, aunque siempre se puede realizar una sesión de refuerzo.

 

Quiero una sonrisa radiante

El esmalte de los dientes también sufre el paso del tiempo y, conforme se envejece, junto con el consumo de algunos alimentos y otros hábitos, su tono tiende a oscurecer.

Hoy en día, existen diversos tratamientos profesionales para recuperar el blanco de nuestros dientes. En muchas ocasiones, se consigue aclarar el esmalte hasta diez tonos, dando una sensación de limpieza y frescura a nuestra sonrisa y, por lo tanto, haciéndola más atractiva.

  • Si realmente deseas una dentadura radiante, lo mejor es que apuestes por un profesional que te aconseje sobre qué técnica es la más apropiada para ti:
  • Láser: es la forma más rápida y eficaz para lucir unos dientes blancos. La luz láser hace que el gel blanqueador penetre mejor en el esmalte aumentando así su efecto blanqueador.
  • LED o por fotoactivación: los profesionales prefieren optar por este tratamiento, ya que al utilizar una lámpara de luz fría provoca menos molestias de sensibilidad dental.
  • Combinado: es la mejor opción. En este caso, el tratamiento realizado en la consulta se complementa en casa con un kit ambulatorio de férulas realizadas a medida en las que el paciente deberá colocar el gel blanqueador.

 

¿Cómo conseguir prolongar el resultado del blanqueamiento?

Como ya hemos mencionado anteriormente, los resultados del tratamiento tienen una larga duración, aunque en gran medida dependerán de los hábitos de cada persona. Además de cuidar una correcta higiene, hay pautas que nos ayudarán a conseguir que el blanqueamiento dure más tiempo:

  • Evitar tomar café, té, refrescos de cola.
  • Evitar el tabaco.
  • Reducir la ingesta de alimentos con colorante, como el azafrán, el curry o los frutos rojos.
  • Una correcta higiene.
  • Antes de realizar un blanqueamiento dental, recuerda que es muy importante gozar de buena salud oral.